Se inicia la construcción del colegio

En el año 1934 se compró el terreno de la Avenida Arica a Don Ramón Aspíllaga en la suma de S/. 50.000. Para la construcción del local, se solicitó ayuda a los Superiores y, gracias a las gestiones de los Hermanos Asistentes Athanase Emile y Gordién Desiré, se consiguió un préstamo de 600.000 francos proporcionados por los Distritos de Oriente. Vencidas las primeras dificultades, se colocó la primera piedra el día 24 de setiembre y se iniciaron las obras bajo la dirección del Arquitecto Hermano Armel Edmond. Siempre dentro del mismo impulso de progreso, se dio inicio a la Asociación de Exalumnos y se editó el primer número del “Boletín del Colegio”; gracias al entusiasmo del Hermano Hipólito; se creó asimismo la “Brigada de Boy Scouts”.